miércoles, 22 de junio de 2011

CÓMO ENFRENTAR EL MIEDO

 
 
"Sin una actitud de querer resolver el problema internamente y querer asegurar por sí mismo su problema, nada de esto va a suceder.

Lo primero que tenemos que saber es que, para resolver, necesitamos querer resolver por nosotros mismos. Quien no cumple esto va a dejar que resuelvan por él. Solo que nadie puede resolver por uno, porque, si fuese así, Dios ya habría resuelto por nosotros. Y Dios nos mandó al mundo para que solucionemos nuestros problemas por nosotros mismos, para ser seres humanos, porque, si existiese un Dios que resolviese eso por nosotros, sería un tirano, porque no nos dejaría actuar como un Ser humano, nos mantendría siempre como niños para manipular, y esto no es divino.

Todo lo que está sucediendo es natural al hombre y es el hombre quien tiene que encararlo y resolver. Nada nos sucede que no sea propio de nosotros mismos y, si nos sucede, es porque podemos encararlo y resolverlo.


No se puede huir del miedo. Cada uno tiene su cuota necesaria de miedo y cada cual va a tener que usarla de una forma madura y sensata par evitar males.

El hecho de desarrollar todos estos factores anteriores crea una plataforma de sustentación que permite la canalización de la Voluntad, de la Prudencia y del Valor.

Estos tres "amigos" van a surgir cuando les damos una plataforma de sustentación. Cuando surgen, los problemas terminan.

¿Quién puede hablar de pánico si tiene Voluntad? ¿Quién puede hablar de estrés si tiene Prudencia? ¿Quién puede hablar de terror si tiene Valor?

Lo que está faltando en nuestra vida son estas tres cosas, no drogas. Esto está sobrando. transferir nuestros problemas para que alguien los resuelva por nosotros, esa actitud está sobrando.

Faltan estas tres cosas y, para que ellas vengan a nosotros, faltan condiciones. Y la condición es querer ser nosotros mismos, aceptar nuestra vida como es, encararla naturalmente, y hacer lo que debemos hacer.
Tenemos que actuar, trabajar, hacer cosas para poder descansar en algún momento.


La vida es así y el hombre, para evitar esto, tiene la solución dentro de sí mismo y un poder interior capaz de enfrentar cualquier cosa propia.


Nunca dejar de ser nosotros mismos, nunca perder la iniciativa, nunca perder la lucidez, muy al contrario, cuando suceden las cosas y surge el miedo ¡atención! Puede ser el instante en que usted descubra un gran misterio, puede ser el instante en que usted descubra la verdad de la vida.
 
 

Nos alimentamos de lo que el Universo nos da. Cuando no queremos aceptar las cosas como son, perdemos este alimento y tenemos que ser alimentados por algo artificial y sin energía, sin fuerza.
 
El primer acto para relacionarse con el miedo es un acto espiritual, filosófico. Quien confía en la parte divina del Universo, quien es espiritual, ¿por qué va a huir del miedo? ¿Cómo puede tener pánico o angustia?


Si tienen Fe en el corazón y en la existencia de un espíritu inmortal y saben que aquello que están en todo el Universo también está en ustedes, el resto no es muy importante. Este Espíritu sabe lo que usted tiene que llevar con orgullo en el medio del pecho y, cuando las cosas se ponen difíciles, pida ayuda a Él, pregúntele a Él. Y cuando Él le da la solución, hágalo y va a ver que la cosa funciona. Este es el verdadero poder que tenemos dentro de nosotros. No hay otro igual.


Si está interesado en resolver algún problema, trabaje, entrene, preocúpese y va a llegar a una solución, pero no se quede parado, no se inhiba, no se quede impotente, ese es el problema, el resto, es Vida."


 

Autor: Miguel Echenique
CÓMO ENFRENTAR EL MIEDO- Fragmentos

sábado, 18 de junio de 2011

FRAGMENTOS DE STEPHANE HESSEL



"Estoy convencido de que el porvenir pertenece a la no violencia, a la conciliación de las diferentes culturas.


En la noción de eficacia es necesario una esperanza no violencia.


Hay que dotar a la esperanza de confianza, la confianza en la no violencia. Es el camino que debemos aprender a seguir.


Superación de los conflictos a través de una mutua comprensión y una atenta paciencia.


Ya es hora de que la preocupación por la ética, por la justicia, por el equilibrio duradero prevalezcan.



CREAR ES RESISTIR

RESISTIR ES CREAR



Fragmentos de INDIGNAOS de Stephane Hessel